Si vas a usar alguna imagen de este blog, agradeceré mucho que des el crédito que corresponde, correctamente

viernes, 31 de julio de 2015

Fin de semana en Celaya,

La semana pasada,  fui con mis amigos Lupita y Zardoni a una ciudad de Guanajuato a reparar una imagen religiosa del sepulcro de la família de Lupita... y la verdad hasta me divertí. El calor, el sol y tan sólo salir de la rutina de la ciudad y de mi estudio, me hizo pasármela muy bien.
Con mi amiga, fue la primera vez que viajamos juntos y entre cada descanso que tuvimos, nos sirvió para charlar de muchas cosas que hemos pasado juntos, nos conocemos de al menos 20 años atrás... y ha habido mucho desde entonces...  Eramos muy jovencitos cuando comenzamos a tratarnos... Recuerdo que ella me enseño a usar "word"... Y  las charlas de entonces eran muy divertidas y atrevidas.
Fue un fin de semana donde pasamos muchas horas transportándonos,  llegamos a Celaya  y de ahí nos fuimos a Escobedo a trabajar en la pieza, Regresamos a Celaya y ahí dormimos... en el mismo hotel en el que estuve en diciembre pasado que fui con la Fundación Pascual. Y el domingo, nos fuimos a León, porque Zardoni quería unas botas vaqueras azules... y  fue tan divertido meternos a el mercado de zapatos... la pupila se alimento de tanta belleza lugareña. 

Nuestro regreso fue cansado, y un poco hartos del viaje. Es curioso como algo así nos puede agotar tanto, al menos a mi, que regresé muy desgastado. No sé si es el medicamento  o qué es, pero al bajar del autobús, me sentía muy mareado y con el estomago revuelto. No me había tocado estar en un autobús de dos pisos aquí en Mexicano. mi teoría es que son tan altos y tan angostos que su estabilidad es poca y se mueven demasiado, no lo sé de cierto,  pero hay que mal me sentí después. Pero después de todo, fue muy divertido y agradable estar con ellos un fin de semana, fuera de mi estudio y la imagen del "Sagrado Corazón de Jesús"... la verdad es que me encantó como quedó.