Si vas a usar alguna imagen de este blog, agradeceré mucho que des el crédito que corresponde, correctamente

sábado, 27 de abril de 2013

Preparando tablas.

Se acaba el mes, y el calor del que había estado disfrutando se está convirtiendo en poco calor, y algo de lluvia, lastima, me gustaba mucho sentir mi piel humedad por la transpiración. Uma se la pasa echada en la cama, tranquila, viendo pasar la vida y observándome en lo que hago y dejo de hacer... ¡adoro a mi hija!  sin su compañía me sentiría muy solo. Le gusta jugar a que no la encuentro cuando llego a casa... Y yo me divierto mucho. 

Cambié un cuadro de mi cama que desde hacía tiempo quería quitar, me había hartado un poco la imagen, cada vez me convenzo más que las imágenes llegan a cansar, sin duda hacerlas es un placer enorme, pero a razón de verlas diario uno deja de verlas... y dejan de significar lo que al principio eran. Ahora tengo colgado el cuadro de "Uma en Petaluma"... prefiero llenar del amor de mis perros  mi cama y despertar entre esas imágenes, y sentirme seguro y protegido. Sin duda, son mis ángeles guardianes. 
Casi termino la pieza de Francisco, avanzo de a poco, por qué necesito que seque cada una de las capas de las mariposas, y como están sobrepuestas, necesito aun más que sequen de a poco... Mientras,, compre material para tener en qué pintar, Compre madera que estuve preparando en estos días. Y por cierto, en días pasados, vino mi amigo Eduardo a ayudarme a enmarcar unas piezas, y no sé como, pero comencé a mostrarle fotos de exposiciones pasadas, y al ver las fotos, me di cuenta cuanto disfrutaba hacer cuadros grandes...  es en verdad un placer enorme poder hacer composiciones mucho más grandes y más profundas que la limitante qué es pintar en formato pequeño... limitante para mi, por supuesto, que mi mano no me da para mucho. ¡qué ganas de hacer eso! cuadros más grandes  como antes... La economía a veces es una limitante enorme, pero yo creo que comenzaré a comprar al menos una tela grande por mes, para darme ese gusto. El problema es qué siempre es más difícil vender esas piezas,... pero, no me importa,  el gusto nadie me lo quita, finalmente, el proceso creativo es la razón por la que elegí está vida... lo demás, es ganancia.