Si vas a usar alguna imagen de este blog, agradeceré mucho que des el crédito que corresponde, correctamente

sábado, 13 de febrero de 2016

David...

Ayer me enteré que murió un joven que siempre fue muy amable conmigo, que sus últimas palabras en vivo hacía mi fueron de halagos y admiración por mi trabajo, el día de mi cumpleaños me escribió cossa muy lindas, sobre mi salud y de como viviríamos muchísimos años sonriendo y siendo felices... Desgraciadamente murió en un asalto en su trabajo y me sacudió el alma... ¿cómo es posible que alguién hoy esté vivo y sonriente y mañana muerto? Sé que es el proceso de la vída y que no hay nada eterno en ella... pero cuando es alguién tan joven, tan elocuente y tan feliz... me asusta muchísimo. David siempre se manifestó amable, cálido, sonriente y generoso... Recuerdo muchos momentos que pasamos juntos, su cara de pícaro, sus frases celebres y la vez que me contó de porque usaba pañuelo cuando nadie de su generación lo usaba... "me recuerda a mi abuelo" me dijo...  No le gustaban las fotos, cuando hice el dibujo de arriba se asustó,  "¿así me ves?"  me preguntaba... 

¡Ay Gil! qué injusta es la vída... hay tantas personas en el mundo que no tienen ninguna motivación y que siempre están molestando al prójimo que no entiendo como un jovencito como él pudo morir... Sé que nadie tenemos la vida comprada, pero...  cuando tengo de frente ese hecho irrefutable es como un bofetón que me sienta y no me permite levantar. El mes que entra a penas cumpliría 31 años... No me imagino el dolor de su família... no me imagino mi mundo sin él... no imagino qué pensó o que sintió cuando moría... me siento paralizado me siento muy mal con todo lo que pienso y no logro entender. Hay un dolor muy tenue en mi cuerpo y no puedo dejar de verlo en mi cabeza... lo siento tanto Gil... de verdad que lo siento.
Esta foto la robé de su perfil de facebook y me gustó verlo jugando, con su carita de niño travieso, con su belleza infantil con su bata de trabajo. descansa en paz querido David... y si es verdad que existe otra vída... que la que viene sea para ti mil veces mejor que ésta. Y a los asesinos que te alcanzaron... que la vida les cobre todo el daño que han hecho.